¡Volveré a la casa de mi Padre!

"El Caminante"


Encuentro Nº20: ¡Volveré a la casa de mi Padre!

Objetivo

            General

                         Idem encuentro 18.

            Específico

Tomar conciencia de que necesitamos volver junto al Padre si queremos vivir plenamente. 

¥Anotaciones

  El encuentro de hoy tiene una metodología diferente. Sería bueno tener ambientado el lugar donde vamos a tener la reunión, una cruz, la Palabra sobre un altar, un recipiente con agua, libros de canto, un tronco seco, resto de basura, la oración que transcribimos, música de fondo.

  Todo estará preparado, el animador los esperará en la puerta y les advertirá lo bueno que sería participar con todos nuestros sentidos y demás cualidades para que el encuentro sea fecundo. Debemos respetar los momentos de silencio y participar. Una vez hechas las recomendaciones entraremos en silencio.  La consigna es observar todo, tocarlo suavemente, probarlo si creen conveniente, escuchar, leer. Esto debe llevar un tiempo prudencial de forma que cuando todos hayan observado nos vamos a juntar a compartir la experiencia. 

Personalización

·         Cada uno deberá responder ¿Cómo me sentí? ¿Qué es lo que más me llamó la atención? ¿En que me hizo pensar?

·         Entre todos vamos a tratar de establecer una relación si es que la hay entre cada uno de los elementos y los encuentros anteriores. Si se cree necesario se puede hacer una síntesis de lo hablado hasta el momento. 

& Encuentro con la Palabra.

 Lucas 15,16-20.

+ El hijo vuelve porque ha tenido la grandeza de reconocer sus opciones equivocadas, se ha dado cuenta que su arrogancia casi lo mata y porque sobre todas las cosas ha recordado como es el corazón del Padre.

+ Nosotros ¿Tenemos la grandeza de reconocer nuestros errores? ¿Nuestra arrogancia?.

+ Necesitamos pensar mucho animarnos a reconocer que solo no podemos, que solo junto  al Padre tenemos la vida asegurada. Necesitamos hacer memoria de lo que Dios ha hecho en nuestras vidas para redescubrir cuánto nos ama.

+ Seamos pues jóvenes de corazón grande, digamos con valentía y entusiasmo Volveré a la casa de mi Padre.

 ¼Mi respuesta a la Palabra.

*  Este es un momento de oración guiada, podemos comenzar con un cato. Sugerimos que hagamos una ronda y en el medio coloquemos todos los elementos que tuvimos que observar al comienzo del encuentro. A continuación proponemos una mini guía para el que dirigirá la oración, ciertamente que será enriquecida por el mismo.

·         Vamos a volver nuestra mirada hacia todos los elementos sobre los cuales hoy reflexionamos, miremos nuevamente, cada uno de ellos tiene algo que decirnos.

·         El tronco seco puede ser nuestro corazón, grupo, familia, etc., que se ha secado por haberse indenpendizado del árbol que lo mantenía vivo (Dios). La basura, significa el lugar donde había llegado el hijo menor, su dignidad estaba casi perdida; esos son muchas veces la vergüenza, el miedo, la lejanía de la Iglesia, de la familia, de los amigos, en que caemos a causa de nuestros pecados. El agua es signo de vida, de frescura, de sed que se apaga, de esperanza; nos recuerda también el bautismo, aun no hemos perdido lo más importante, seguimos siendo hijos y Dios sigue siendo Padre. La cruz, es el altar donde se borran todos mis pecados, es el lugar desde donde somos rescatados por el amor; es el lugar desde donde se nos devuelve la vida. La Palabra sintetiza todo este anuncio gozoso. Si creemos, seremos perdonados y habrá fiesta.

·         Pensemos en nuestros pecados, reconozcamos nuestras faltas y volvamos a recibir el perdón.

Podemos cantar. Preces.

ORACION

Te bendecimos, Padre,

porque nos llamas continuamente

a la conversión.

Tu Hijo y Señor nuestro Jesucristo

fue esperado por el pueblo,

anunciado por los profetas.

En El, se cumplieron tus promesas:

Se abriieron los ojos de los ciegos

y los oídos de los sordos.

 Por El, despertamos del sueño de la rutina,

del egoísmo, de la pereza y  nos llenamos

de la vida nueva de la gracia.

Ilumina hoy nuestros corazones

para que podamos con valentía,

volver a ti, fuente de luz, de paz y perdón.


"El Caminante"


| Inicio | Objetivos | Cuentos  | Encuentros | Pensamientos | Microreflexiones | Catequista |

| Madre Teresa | Juan Pablo II | Cancionero | Buscar en Internet | ¿Cómo Navegar? |


Diseño de Página: Patricio Alvarez Daneri - Última modificación: 30 de Marzo de 2008 

Gualeguaychú - Entre Ríos - Argentina