¿Por qué no compartimos...?

"El Caminante"


Encuentro Nº 10: ¿Por qué no compartimos...?.

Objetivo

Reflexionar a cerca de nuestra experiencia de timidez en orden a valorar y expresar la riqueza que el Señor ha puesto en nuestros corazones. 

Introducción.

Al comenzar esta nueva etapa en nuestro camino junto a Jesús queremos ahora preguntarnos por qué no compartir las cosas hermosas que Dios ha puesto en nuestro corazón, en definitiva nuestras capacidades y talentos. Para muchas cosas nos hacemos los valientes, para otras sin embargo, para las que tendríamos que ser valientes, no. 

ÛDe ideas.

·         La dinámica de hoy la comenzaremos en los grupos pequeños. El animador dispondrá para cada uno de ellos una pequeña bolsita que no sea transparente, allí habrá pequeños papelitos con distintos temas (tener la precaución de poner tantos temas como chicos tenga el grupo). La consigna es que cada uno saque un papelito y hable de forma coherente durante dos minutos del tema elegido. Los  temas pueden ser: televisión, música, futbol, los jóvenes y la droga, el alcohol, el SIDA, la violencia, el futuro, etc.

Personalización.

·         Cuando terminamos la experiencia anterior el animador los invitará a compartir la experiencia vivida. ¿Qué sintieron al improvisar sobre un tema? ¿Cómo se desenvolvieron?

·         EL animador hará la conclusión del ejercicio; el mismo nos ha permitido tomar conciencia de cómo reaccionamos ante situaciones nuevas que nos provocan inseguridad, todos somos influidos en mayor o menor medida por aquellas situaciones que no dominamos. Por esto, es normal que ante el ejercicio anterior no hallamos sentido incómodos, angustiados o nerviosos, Esto es lo que conocemos como timidez. 

&Encuentro con la Palabra.

Eclesiástico 4,20-31-

+ La Palabra quiere ayudarnos a valorar lo que somos. A tomar conciencia de lo que verdaderamente tiene que avergonzarnos.

+ A veces somos demasiados arrogantes frente a determinadas situaciones y cobardes en  otras en las que deberíamos ser valientes, generosos, solidarios.

+ Valoremos realmente lo que hay de bueno  y profundo en nosotros y pongámoslo al servicio de los demás y veremos que los primeros beneficiados seremos nosotros mismos 

¼Mi respuesta a la Palabra.

·         Volver a releer el texto cada uno compartirá aquella frase que más me impacto.

Entre todos elaborar una lista de aquellas cosas  de las cuales los jóvenes no tendríamos que avergonzarnos y que a veces lo hacemos.

"El Caminante"


| Inicio | Objetivos | Cuentos  | Encuentros | Pensamientos | Microreflexiones | Catequista |

| Madre Teresa | Juan Pablo II | Cancionero | Buscar en Internet | ¿Cómo Navegar? |


Diseño de Página: Patricio Alvarez Daneri - Última modificación: 30 de Marzo de 2008 

Gualeguaychú - Entre Ríos - Argentina